La Real Sociedad Económica de Amigos del País de Tenerife (RSEAPT), con la idea de difundir sus fondos patrimoniales, propone una exposición con los libros que fueron censurados en épocas pasadas, (sobre todo en los siglos XVIII y XIX)  pero que llegaron a ser poseídos por la institución. Y ello gracias a que en el año 1777 recibieron licencia específica del inquisidor general del momento, y pudieron, de manos de personajes como Agustín de Bethencourt, y otras relaciones directas que mantenían con Francia y el resto de Europa a través del conacto de los navíos, recopilar tantos libros considerados como «dañosos».
La exposición contará con una «treintena de volúmenes de autores como los franceses Diderot, Voltaire o Rousseau, o locales como Viera y Clavijo, entre otros, la mayoría de ellos primeras ediciones».

El fondo antiguo de esta institución cuenta con «más de ocho mil ejemplares, entre libros, folletos y otros documentos, algunos de ellos verdaderas joyas». La intención es digitalizarlos, pero la falta de apoyo económico y financiero retrasa que se efectúe esta operación.

Además, esta muestra se acompañará de dos proyecciones: la película Fahrenheit 451 y fragmentos de «Ágora». Podrán consultar los horarios en la web de la institución.

Más información en la noticia publicada por el diario El Día.

Compartir: